Últimas ofertas: Cargando...

La tiranía de la transparencia

Hay quien considera que los portales de empleo de primera generación no han terminado de consolidarse en tanto que siguen existiendo y resultando útiles los anuncios laborales en papel (periódicos y revistas especializados).

Incluso hay quien piensa que nunca llegarán a hacerlo, pues ya está surgiendo otra generación de portales de empleo que probablemente supere con creces a los primeros antes de que el papel desaparezca.

Esta nueva fórmula de portales de empleo se caracteriza por lo que se llama la tiranía de la transparencia. Se basa en los rápidos avances que las nuevas tecnologías permiten a los consumidores (entendiendo como consumidores tanto a los demandantes de empleo como a los reclutadores, según cada caso). De la espera pasiva hemos pasado al poder de la recomendación activa y la posibilidad de acceder profundamente a información concreta. Los reclutadores son conscientes de estos cambios y los incorporan a sus estrategias de búsqueda y selección de candidatos.

La tendencia en los próximos tiempos es la integración en estos nuevos portales de empleo diferentes opciones de especialización, comunidades verticales, contenidos específicos, enfoques locales (entendidos como acceso a un conocimiento profundo de los candidatos, y no como una limitación geográfica o profesional), participación persona a persona. En definitiva una personalización y promoción de la calidad frente a la cantidad, con canales de comunicación de ida y vuelta.

Mahalo es un ejemplo de estos portales. Los especialistas lo definen como una mezcla entre Google y Wikipedia para los reclutadores. Otros portales pioneros en incorporar estas tendencias son CareerYours, Glassdoor o Koda.

La clave está en los medios que se ponen a disposición de los usuarios para permitir el conocimiento mutuo, superando el contacto convencional entre reclutador y candidato. Se abre, pues, la posibilidad de entablar contacto online entre los candidatos y la empresa antes de celebrar ninguna reunión de selección.

Así van apareciendo portales especializados. Por ejemplo GetaGreatBoss se basa en que uno no se va de su trabajo, sino que huye de un mal jefe. En este sentido lo que proponen es un buscador no solo de trabajo, sino de un buen jefe. Ya no es cuestión de ir a tal o cual empresa, sino de encontrar a la persona con la que realmente uno va a poder trabajar a gusto.

Y este es un ejemplo claro de lo que significa en el reclutamiento la tiranía de la transparencia. Ya no depende de la “imagen” que la empresa pretenda vender de sí misma o de sus directivos. Ahora cualquier candidato puede acceder a la lista de puntuaciones que tal o cual directivo ha obtenido por parte de sus anteriores subalternos.

1 Trackback

  1. Por InfoJobs desarrolla su lado humano, en Reclutando.net en 23 diciembre 2010 a las 18:55

    […] herramientas que tratan de humanizar el trato entre los reclutadores y los candidatos. Es una estrategia ya vaticinada desde que se comprobó que lo de las redes profesionales no era una moda […]

Envía un comentario

Su dirección de correo electrónico nunca será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*